El ayuno y la oración: ¿Por qué son importantes?

El ayuno y la oración son armas espirituales que nos llevan a tener victoria en la vida porque someten al pecado y nos permiten estar más conectados con la presencia del Señor. Con la combinación de estas dos acciones la carne mengua y el espíritu santo crece en nosotros.

El mejor ejemplo de ayuno y oración que se encuentra en la Biblia es el de Jesús, pero también destacan el de otros personajes como Daniel, Esther, El rey David y Esdras.

En este sentido, estamos hablando de dos acciones que son fundamentales en la vida de todos los cristianos para lograr tener una relación más íntima con el padre celestial.

Por eso, aquí te contaremos todo lo que necesitas saber sobre este tema y te explicaremos qué es lo que hace que el ayuno y la oración sean tan importantes.

¿Por qué es tan importante el ayuno y la oración?

Para responder esta pregunta debemos citar lo que dice sobre el ayuno en la Biblia en el libro de Gálatas, capítulo 5, versículo 7:

“Porque el deseo de la carne es contra el Espíritu, y el del Espíritu es contra la carne, pues estos se oponen el uno al otro, de manera que no podéis hacer lo que deseáis”

Galatas 5:7

Con este pasaje podemos entender que como cristianos debemos trabajar todos los días en vencer a la carne, porque en ella se produce el pecado que es de tropiezo para nuestro crecimiento espiritual. 

Ahora te explicaremos en 5 puntos por qué es tan importante el ayuno y la oración.

  • Es una forma de humillarnos como lo dice la Biblia en salmos 35:13.
  • El ayuno y la oración requieren de un esfuerzo de fe, que compromete cuerpo y alma lo cual agrada a Dios.
  • Es una forma de decirle a Dios que deseamos más de su presencia en nuestra vida.
  • Nos ayuda a mantener viva nuestra comunión con el padre celestial.
  • Nos lleva a obtener Victoria y liberación en áreas de nuestra vida donde teníamos grandes aflicciones.

Cómo puedes ver el poder del ayuno cristiano es sobrenatural. Por eso, necesitas aplicarlo en tu vida siguiendo el ejemplo de Jesús, quien siendo hijo de Dios, sometió su carne para agradar a su Padre y permanecer en comunión con Él.

¿Cómo ayunar correctamente?

Cualquier cristiano puede realizar un ayuno en el momento en el que quiera con el deseo de tener respuestas a peticiones específicas o con la simple intención de acercarse a Dios de una forma mucho más especial. Cualquiera que sea tu propósito dentro de la voluntad de Dios para realizar ayuno y oración los tips que te daremos a continuación te serán de gran utilidad.

Hazlo en silencio:


El ayuno y la oración es un tiempo íntimo entre tú y el padre celestial sobre el cual no debes alardear, porque tu mirada solo debe estar puesta en Dios y no en buscar admiración de los hombres. 

Ayuno y la oración
Ayuno y la oración

Ayuda a otros:


Durante este tiempo es importante que seas sensible con tu entorno y no te encierres en el deseo de solo buscar lo bueno para ti. Porque de nada sirve ayunar si no eres capaz de tener misericordia con otros.

Un ayuno de todo lo que no te edifica:


El ayuno no debe ser solo de comida, sino también de todo aquello que se roba gran parte de tu atención en tu vida cotidiana. Por eso, debes procurar alejarte durante ese tiempo de las redes sociales, la televisión y todo aquello que se lleve mucho de tu tiempo y que no contribuya en nada con el crecimiento de tu vida espiritual.

Ahora que ya conoces todo lo que necesitas sobre el ayuno y la oración, te invitamos a que practiques todas las recomendaciones que te hemos dado para que Dios toque todas las áreas de tu vida en las cuales necesitas mejorar para su gloria.

Ayuno y la oración

Leave a Comment

Your email address will not be published.